miércoles, 18 de octubre de 2017

18-X-2017 Comentario a la presentación sobre Migración

Guadalajara, Jalisco a 15-16 de septiembre de 2017
Estudiante:                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                         
Carlo Américo Caballero Cárdenas
                                                          Introducción al análisis de las realidades complejas
SOCIOLOGÍA
  Universidad de Guadalajara

Ejercicio 6: Comentario a la presentación sobre Migración
Una primera ruptura del paradigma de la simplicidad hecha mediante activistas y los miembros scalabrinianos del Centro de Pastoral Migratoria, a la par y en conjunción de la perspectiva política y teórica nacional con la Red de Documentación de las Organizaciones Defensoras de Migrantes (REDODEM), la Red Mexicana de Líderes y Organizaciones Migrantes (RedMex) y múltiples casas del migrante a lo largo y ancho del país (articuladas a variadas organizaciones civiles, artísticas, jurídicas, académicas, religiosas, de medios y en participación estatal), puede ser evaluada desde la problematización del contenido en la Ley de Migración (decretada en 2011, durante el mandato de Felipe Calderón) de la Secretaría de Relaciones Exteriores del gobierno mexicano (Cervantes y Morán, 4 de octubre de 2017). El posicionamiento de los sujetos sociales que se adjudican el rol sistémico de la responsabilidad (de vs. con) los migrantes es fundamental para entender de por medio líneas de pensar desde la ideología: organismos, delegados, normas e instituciones en la guía del apego a la legalidad excluyente; que además vacila entre el paternalismo (humanitarismo con imaginario de vulnerabilidad de sujetos “pasivos” y “victimizados) y en antagonismo cultural con “enemigos” desde el horizonte colonial del pensamiento de la otredad (Todorov, 2011). Y por el contrario, aquellos sujetos organizados para pensar y actuar a contrapelo de la lógica competitiva: es decir aquellas y aquellos que en una labor semejante a una comunidad intercultural laboran en el objetivo de la solidaridad (en sus distintas concepciones religiosas, durkhemianas, democráticas heterogéneas y neomarxistas), la empatía y la incorporación humanizante (en su amplio sentido político) del “otro” que deviene semejante.

La revisión puntual de sus artículos, despliega una contradicción de objetivos políticos en sus premisas: a) Soberanía (protección de las fronteras, nacionales y el territorio) tratada con un asunto de seguridad interna, versus b) Derechos Humanos universales (con un marco de ambigüedades para su procura práctica fundada en la acotación a la “legalidad” del migrante extranjero). Es decir, la orientación de ideas y acciones en función a dos imperativos éticos muy distintos: la Lógica de la Sospecha, en tanto la regulación celosa del ingreso y salida de mexicanos y extranjeros a la nación, además de la “preservación de la soberanía y de la seguridad nacionales”, en contraste a la Lógica de la Dignidad, fundada en un discurso (y posible praxis) de “respeto, protección y salvaguarda de los derechos humanos” como forma de integración política, económica, cultural y social de la comunidad migrante en México (Cervantes, 11 de octubre de 2017: min 25-30). En segundo lugar, la concepción categorial dicotómica en la distinción (por más monolítica) de los migrantes mundiales en las clasificaciones de Refugiado (escapante de condiciones de un país que amenazan su vida) y Migrante Económico (saliente en teoría “racional” en búsqueda de mejora o movilidad social ascendente), se acusa autoritaria, jurídicamente simplista y caduca. El conflicto en la denotación del sujeto migrante según sus “características” de flujo a otros países es per se un acto de poder, al decidir sin consideración de los factores globales estructurales y (por otra parte) subjetivos el cúmulo de necesidades tanto como de motivaciones para los desplazamientos humanos. En pocas palabras, el concepto del sujeto migrante inter y trasnacional se encuentra fuera de contexto coyuntural. 

En el siglo XXI y en la realidad de crisis que trastoca máxime a los países periféricos en situación de estancamiento estructural, rigidez política o en estatus de guerra (declarada o no oficialmente), la mayoría de los movimientos humanos son forzosos (no son racionales, contra la perspectiva de los migrantes económicos); y bajo esta mirada, el migrante mayormente forzado responde a un fenómeno global de creciente pauperización de grupos sociales de clase baja o marginados (como también una ascendente población de otrora clase media)… no hay, por tanto, un estatus de protección que reconozca la seguridad y la migración como un derecho humano (Cervantes, 11 de abril de 2017). Sin embargo, en el hacer de intervención y acompañamiento al migrante ¿qué implicaciones de crítica implica el hecho el esfuerzo en la procura de “derechos humanos”, en tiempos en que esta categoría jurídica ha sido tan instrumentada en los discursos paliativos conservadores de gobiernos, instituciones del llamado desarrollo económico regional, así como de la Iglesia, ONGs y agendas de corporaciones “socialmente responsables”? ¿Puede seguirse abogando por los “derechos humanos” sin discutir detenidamente su significado? Sin duda alguna, contra la noción mecánica en la retórica de los derechos humanos, la cuestión de sentido que hay en juego entre los agentes y potenciadores de la resistencia planetaria en pos de la vida como valor urgente del orden social, responde más a los derechos naturales y el derecho fundamental a la vida digna; sin más miramientos y sin más vueltas a la definición jurídica o científica… se trata de una identidad de lucha por la humanidad y su ecología de vida en una situación emergente de guerra que atañe a todas las naciones y todos los actores sociales del mundo. La migración es uno de los tantos indicadores milenarios que en la actualidad vienen a decantar como muestra empírica de la crisis tanto estructural como de humanidad en el sistema socioeconómico capitalista, y en la característica histórica de la evolución de la relación social en torno a la propiedad privada, la xenofobia, la colonialidad y la patriarcalidad (evidenciadas desde el análisis histórico crítico de Marx, Hobsbawm, Todorov, Castoriadis, Silvia Federici, Rui Pena Pires, González Casanova o Giddens; y en contexto más regional, Jorge Durand y Teun Van Dijk).

En tercer lugar, la revisión del metamensaje de las representaciones, lo visual y el discurso que gira en torno al inmigrante, transmigrante y el migrante de retorno (cabiendo la distinción cabalmente hecha para su exposición) en México, ha sido enfocada en esta ponencia con base en la lucha de poder que Bourdieu pudiera clasificar dentro de los campos semánticos (Cervantes y Martínez, 11 de octubre de 2017: min 42). Las representaciones de estos sujetos, dependiendo del origen étnico-cultural-nacional, se reproducen bajo ideas ambivalentes de los migrantes “buenos” y los migrantes “malos”: de tal manera que impera el imaginario social en el que los “malos” son los indígenas-negros-extranjeros de países pobres, mayormente de Centroamérica, de a pie, enmochilados, viajantes de La Bestia y vistos como potenciales criminales… mientras los colonizadores europeos son vistos (desde la historiografía más antigua y desde las perspectivas racistas-oficialistas) como oportunistas pero civilizadores, junto con los inmigrantes del siglo XIX y albores del XX como emprendedores.

Es de esta manera, que ante una sociedad que en su guía práctica de percepciones (características de conceptos de primeras impresiones y condicionados de experiencias previas) tiende a ser excluyente y férrea hacia la comunidad inmigrante, transmigrante y de retorno, la importancia de la teorización y reflexión crítica de esos conceptos (máxime que ha sido orientados desde valores inconscientes colectivos y arquetipos de competencia) en las ciencias sociales se halla justamente en la resignificación compleja y contextuada del conocimiento sobre los migrantes; abogando desde un posicionamiento político por una postura de la comprensión, que obliga a un trabajo lento (parecido o afín al científico pero con una fuerte carga ética) de deconstrucción y análisis de las construcciones sociales en torno a los migrantes… de tal forma que tanto desde la información sistematizada como desde la acción organizada de la sociedad en conjunto con sus normas, imaginarios y leyes jurídicas se pueda articular un cambio conductual-material hacia una comunidad global que no es tan distinto a otros que responden a fenómenos de una lógica civilizatoria que niega y enajena la condición activa e historizante del ser político humano.

Fuente de consulta:
Cervantes, J. J., Morán Quiróz, L. R. y Martínez, L. (4 y 11 de octubre de 2017). Migración y complejidad [sin nombre oficial] y La percepción de la presencia de migrantes en México. En Centro de Pastoral Migratoria Casa Scalabrini – Cátedra Jorge Durand: Presentación coyuntural de la migración en México en el marco de la cátedra Jorge Durand 2017 [sin nombre oficial]. Ponencia llevada a cabo en Guadalajara, México.

Giddens, Anthony. La emigración en la era global.  En: Sociología (pp. 692-707). Madrid: Alianza Editorial.

Ley de Migración. Diario Oficial de la Federación, Ciudad de México, México, 21 de abril de 2016.


Todorov, Tzvetan. (2011 [1991]). Nosotros y los otros. Reflexión sobre la diversidad humana. Ciudad de México: Siglo XXI.

sábado, 14 de octubre de 2017

Observación en la calle

Renteria Melendez Jessica Guadalupe.
Introducción al análisis de las realidades complejas.
Observación en la calle.

Para realizar mi observación elegí el día Sábado, 14 de Octubre, me situé en la calle Leonor Pintado, me senté en una banca de un parque de esa misma calle y comencé la observación a las 10:28 am, cuando llegue ya había niños jugando con un balón en las canchas, mientras en los columpios y demás juegos estaban niños más pequeños. Mientras los papás de los niños se detenían a comprar jugos y chocomiles en un puesto que se encuentra situado en ese mismo parque, los pequeños aprovechaban para pasearse en los columpios o subir a la resbaladilla.

Imagen extraída de google 2017
Imagen extraída de  google 2017.
Puesto de jugos y chocomiles.
Niño en la resbaladilla mientras sus padres compran en el puesto de chocomiles y jugos

Aquí podemos observar a una niña columpiándose.


Permanecí observando por 30 minutos y las personas seguían realizando las mismas actividades, los niños continuaban jugando en la cancha, las personas que llegaban a comprar jugos se iban y los niños dejaban los juegos para seguir su camino con sus padres. Después de estar por media hora ahí decidí continuar caminando por la calle Leonor Pintado hasta llegar a la calle Luis M Fregoso, dí vuelta a mi izquierda por esa misma calle, cuando iba pasando por ahí observé a señoras barriendo y platicando con sus vecinas, también niños y catequistas se retiraban a sus casas, logré observar en la blusa de una de las catequistas que pertenecían a la parroquia de La Purísima Concepción de Tetlán. Continué caminando por esa misma calle hasta llegar a la calle Andrés Bello donde están las oficinas generales y base de mantenimiento del sistema de tren eléctrico urbano, di vuela a mi izquierda y continué el recorrido, observé un mural en la barda de las oficinas que dice: "Lucha por la Vida".




Después seguí caminando por la misma calle de Andrés Bello hasta llegar a la Parroquia de la Purísima Concepción de Tetlán. Al llegar ahí observé a niños jugando en las canchas a personas descansando y platicando en las bancas, estando ahí tomé la decisión de ir a descansar a una banca y así poder observar desde ahí a las personas, pero me encontré con una desagradable situación. Un señor que estaba sentado ahí en las bancas junto al quiosco se molesto al ver que yo estaba ahí, se paro y se acerco a donde yo estaba sentada y se dirigió hacía mí con palabras altisonantes y me dijo: "Ya estuvo bueno, quítate a la chingada de aquí, no me dejas desayunar a gusto". Lo que logré percatar es que el hombre era una persona de la tercera edad y tal parecía que se encontraba en situación de calle y bajo los efectos del alcohol. Lo que hice fue ver la hora, eran las 11:30 am y mejor decidí retirarme de ahí y dar por terminado mi recorrido.
Al finalizar me dí cuenta que a veces es un poco complicado observar a las personas o que te observen tomar fotografías porque piensan que les quieres hacer daño, esto se da gracias a la inseguridad que existe hoy en día.




martes, 3 de octubre de 2017

El paradigma de la complejidad como salida de crisis de la modernidad Antonio Caro almeida

El paradigma de la complejidad como salida de crisis de la modernidad

Antonio Caro almeida

La crisis de la posmodernidad es vista como la radicalización de la crisis epistemica y de valores que se ve en el siglo XXI, la cual pone en entre dicho el paradigma científico actual y emerge un nuevo llamado paradigma de la complejidad.
El paradigma de la complejidad es un intento de poner fin a una situación de crisis, a lo cual da en nacimiento de una nueva idea y forma de hacer investigación
.
¿Qué es la posmodernidad?

 Es la crisis constante que se vio reflejado el los siglos pasados, a pesar de los avances científicos, políticos, económicos, etc. La situación era descrita como critica eso era la modernidad, la posmodernidad es una nueva apropiación de esa crisis que nos aquejaba desde siglos atrás  y que ha pivotado sobre el pensamiento occidental a todo lo largo del siglo XX. La cobertura ideologíca cobijo el expancionismo de Europa, que luego cedió a EU y a lo cual llegamos a la inapelable globalización.
Pero bueno hablemos de lo que la posmodernidad postula en el campo científico,  este nos lleva a la imposibilidad misma de acceder a todo postulado de verdad extrapolable a cualquier situación en función de la naturaleza eventual  y siempre concernida de aquel acceso. De forma que ya no es que ningún pensamiento sea verdad, sino que la posibilidad de  postular alguna verdad ha sido dinamitada  por la naturaleza misma.

¿Cómo salir de esta situación?

Llevando a la critica de la posmodernidad hasta su limite, haciéndola coherente con su postulado de aceptar verdades absolutas, la cual hace inmóviles a muchos de sus seguidores, es por ello que nace un movimiento  intelectual emergente, que dará un vuelco a la forma como se hace investigación científica, este será el paradigma de la complejidad el cual surge a partir de las ciencias complejas, que hará cambiar el paradigma epistemico.

Paradigma de la complejidad

Esta cita dará un panorama mas completo a que nos referimos al hablar de este paradigma:
“asistimos a la emergencia de una ciencia que no se limita a situaciones simplificadas, idealizadas, mas nos instala frente a la complejidad del mundo real, una ciencia que permite a la realidad humana vivenciarse como la expresión singular de un rasgo fundamental común en todos los niveles de la naturaleza. (Prigogine,1997).
De esta forma vemos una nueva postura en la cual se colocara el investigador donde sus prioridades serán diferentes y donde la observación de la realidad sera su punto de partida, el análisis en el cual se pretendía aislar algo para estudiarlo y comprenderlo será sustituido por un pensamiento sistemático donde se encuadra ese algo para estudiarlo dentro de un contexto de un todo superior.





miércoles, 27 de septiembre de 2017

25-XIX-2017 Ejercicio 5 - Observación compara de un punto urbano. Carlo Américo Caballero Cárdenas (1)

    Guadalajara, Jalisco a 10 a 21 de septiembre de 2017
Estudiante:                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                         
Carlo Américo Caballero Cárdenas
                                                            Introducción al análisis de las realidades complejas
SOCIOLOGÍA
  Universidad de Guadalajara

Ejercicio 5: Observación en calle alrededor de casa y/o sitios conocidos. Esquina en Providencia (parte 3)
Entre los días 8 y 18 de septiembre de 2017, realicé una observación de calle, partiendo de mi actual domicilio particular en Mezquitán (calle Gregorio Dávila #1241A, frontera marginal con avenida Plan de San Luis, a dos cuadras de Enrique Díaz de León) hasta la rotonda fontana de Colinas de San Xavier (cruce de Av. Pablo Neruda y Av. Acueducto) en la colonia Providencia. La elección de un traslado a pie (trotando específicamente) como referente de observación sobre la marcha para elegir entre varios sitios, y no de un sitio estático prefijado para ver ocurrir confluencias, sujetos y procesos, obedece a un problema específico de pre-elección del sitio para hacer el ejercicio definitivo, así como un problema de las características del  lugar donde habito: la inseguridad es tal en la barriada de Mezquitán que es imposible quedarse en un punto fijo observando o sacar siquiera el celular o una cámara, sin levantar sospechas y que por consiguiente a uno lo aborden “cholos” o gente desconocida para asaltar (experiencia frecuente de varias veces en el pasado). Quiero evitar sonar o sacar a relucir prejuicios en esta afirmación, pero es una verdad factual el haber tenido yo y en grupo malas vivencias; que para el caso de un ejercicio de observación simple es deseable evitar.
Por lo tanto, y en otro aspecto, inspirado en la observación antropológica que hace Néstor García Canclini de los viajes urbanos en la Ciudad de México (consultar de García Canclini en La Ciudad de los viajeros, 1996), he considerado adecuado (obligado en procura de la integridad física propia) hacer mis primeras observaciones bajo la etnomirada del desplazamiento. La idea del siguiente relato es hacer la comparación de lo visto en dos momentos diferentes para la misma trayectoria, y con base en sus resultados organizar un diagrama de flujo con los agentes identificados, los procesos capturados, las decisiones aprehendidas y los recursos varios utilizados para la ejecución de sus acciones en un espacio de observación específico. De tal manera, que pueda desplegarse un mapa de procesos complejos determinados por variables volátiles en tiempo y espacio para la experiencia del observador. De hecho, la idea unilateral de observador se pone desde ya en entredicho, ¿Qué no éste participa en la realidad, siendo condicionado por otros sujetos y procesos, y también es (ex profeso o sin quererlo) producente de efectos? Es lo que pude constatar estando ahí, interpretando el papel histriónico de un estudiante y corredor esperando el bus.
Cumplida esa primera etapa, he seleccionado un segmento exclusivamente del recorrido; considerado especial (en mi experiencia cotidiana) como punto adecuado para la actividad de observación in situ: una jardinera donde paran las rutas de camiones 27-A, 51-A y C, y 622 Terranova entre Av. Pablo Neruda y Av. Terranova. Por excelencia un cruce vial y peatonal muy concurrido, con bastantes sujetos y procesos que ver.


Mapa 1: Recorrido de 9 km (ida y vuelta) entre Mezquitán y Mezquitán Country a Providencia. Fuente: Google Mpas y elaboración propia.


Mapa 2: Sitio o parada de bus, en la esquina de Av. Terranova y Av. Pablo Neruda (Providencia), donde realicé observación un día entre 6:30pm y 8:00pm, y otro día entre 12:20am y 1:20 pm. Fuente: Google Maps y elaboración propia.


Registros
Jornada 1
Viernes 8 de septiembre, en recorrido de 6:30pm-8:00pm
El día de hoy, aprovechando el fin de la jornada universitaria más temprano, aproveché de tomar camino a casa para partir de ahí trotando. Hice el primer recorrido (descrito en las imágenes de los anteriores trabajos) y me detuve en la posta convenida para quedarme un buen rato, planteada entre Av. Terranova y Av. Pablo Neruda; concretamente en la jardinera que está afuera de la licorería y tienda de ultramarinos La Europea. El contexto ambiental del recorrido fue un día inusitadamente despejado (después de varios días de nublados persistentes), en la última hora y media antes de la puesta del sol. La lluvia no alteraría como en otros días la afluencia de gente.


Siendo casi las 7:00pm, me tocó presenciar la hora pico del tráfico, en la que también mucha gente se apresta a tomar los camiones, taxis o Ubers, después de haber salido del trabajo o la escuela. En curso de una hora, tuve la oportunidad de ver los siguientes hechos y acciones (seleccionados de una lista mucho más extensa):
1.    El camellón de Av. Pablo Neruda estaba siendo regado automáticamente. No había jardineros y todo estaba muy limpio. No obstante, el esmog de los vehículos al pasar, la brisa del riego creaba un ambiente de paseo muy agradable.
2.    Muchos corredores o runners iban y venían, esperando al semáforo para poder cruzar Av. Pablo Neruda en el cruce con Av. Terranova por el paseo del camellón. Mientras tanto, muchos hacían trote estacionario para no perder el ritmo ni dejar de hacer esfuerzo de golpe. Particularmente me tocó presenciar un grupo de aproximadamente una veintena, muy concentrados y liderados por un entrenador de gimnasio.
3.    En la parada de camión, los 27-A pasaban todos llenos. Tres de ellos, seguidos, no dieron la parada a los usuarios en la esquina de La Europea, quienes se empezaron a acumular en el lugar. La mayoría se empezó a molestar e impacientar.
4.    En el sentido de Av. Providencia (el otro lado de Av. Terranova) para cruzar Av. Pablo Neruda, una conductora en auto deportivo se puso a maquillarse y no se dio cuenta cuando el semáforo cambió a verde. A los pocos segundos los autos de atrás le pitaron y reaccionó rápidamente para moverse.
5.    Un conductor de auto casi se pasó el rojo a contra esquina (a la altura de una pizzería Little Caesar’s), pero al ver que había mucha gente queriendo pasar por el cruce de “cebra”, retrocedió para darles paso.
6.    Al momento de los rojos o altos de los semáforos en ambas avenidas, los vendedores en situación de calle se aprestaban a ofrecer dulces o a pedir limosna. Y cuando se ponía en verde el semáforo, se pasaban al rojo transversal para intentar sacar más dinero.
7.    Al menos cinco repartidores de UberEats y de Rappi estaban estacionados en la rotonda deportiva del camellón, esperando con sus celulares en mano y charlando entre ellos.
8.    Una señora salía del supermercado Soriana de enfrente (en. Av. Pablo Neruda) con sus bolsas de despensa, y al querer meterlas a su auto, dos se le cayeron y desparramaron comida y líquidos por el pavimento. Se fue frustrada y no levantó lo que se le cayó
9.    Un muchacho, que salía del turno vespertino de CETI o la secundaria Jaime Torres Bodet, se apartó con una chica de su escuela para declarársele y besarla no muy lejos de la parada… y mientras tanto sus compañeros en el lugar empezaron a hacerles carrilla y a chiflar emocionados.
10.  A los veinte minutos que se fue la señora de las bolsas caídas del súper, pasó por el mismo sitio (aún con comida tirada) un vagabundo con su cochecito de supermercado y sus pertenencias. Se detuvo, se agachó y empezó a agarrar para comer del piso lo que parecían cereales o aceitunas que estaban tiradas.
11.  El negocio de lotería afuera del Soriana empezó a cerrar. Y mientras el locatario lo hacía, a un costado (en esa misma esquina) se plantó una vendedora de tamales con su anafre y olla, esperando a sus clientes nocturnos.
12.  De manera similar, a las 7:40pm, sólo diez minutos después que el puestito de los tamales, en la esquina de enfrente en Av. Terranova (afuera de una Farmacia Guadalajara), el puestero de periódicos se preparaba para cerrar. Mientras tanto, se apostó también con su carrito un vendedor de elotes preparados.
13.  En una curiosa coincidencia, las seis personas que se encontraban esperando todavía en la jardinera sus camiones (casi todos con apariencia de oficinistas) se pusieron a fumar. Llegó entonces una mujer de la tercera edad, pero ante el cúmulo de humo de cigarrillo se puso a toser y se retiró de la parada; varios metros más a la izquierda.
14.  Una muchacha deportiva iba corriendo por el camellón, y al detenerse en trote estacionario para esperar el cruce de Av. Terranova, pasaron un grupo de albañiles que voltearon a verla por detrás y le silbaron. Ella, sin embargo, ni se inmutó porque traía sus audífonos.
15.  Llegó una furgoneta negra enorme al estacionamiento de La Europea, y tras un rato de haber entrado al local, empezaron a salir hombres cargando cajas de alcohol (parecían de tequila o whiskey, quizá) para acomodarlas dentro de la furgoneta e irse. ¿Serían de un restaurante, de algún salón de eventos, o posiblemente tendrían una fiesta particular muy grande?
16.  Un señor de traje iba pasando hablando por su celular, y al esculcar uno de sus bolsillos se le cayó un billete de cien pesos sin darse cuenta. Entonces, uno de los tipos que esperaban ahí el camión lo recogió y se acercó a devolvérselo. El señor de traje le agradeció y le cambió el semblante.
17.  Un guardia privado fuera de turno y la que parecía una empleada doméstica, que parecían pareja pues andaban de la mano, compraron una pizza de Little Caesar’s y fueron a una de las bancas del camellón de Av. Pablo Neruda a comérsela… mientras tanto bromeaban y se reían entre ellos.
18.  Me levanté para retirarme del sitio y regresar a casa. Pero al hacerlo, una mujer me preguntó la hora y se la dije: “son las 8:02”. Ella entonces me agradeció y me percaté que estaba apurada por la forma en que reaccionó. Por demás lo confirmé cuando con presura pidió el primer taxi que pasó.
19.  Para cruzar entre La Europea y la Farmacia Guadalajara en Av. Terranova, se formó una carambola de autos cruzados en sus filas ante el congestionamiento vial de la hora. Con rapidez pasó un muchacho en una bicicleta de las de Mi Bici, mostrando su pericia para manejar: sin agarrar el manubrio, pasando entre los autos y cargando en una mano una caja.

Desplegado sintético-diagramático:
Sujetos/Agentes
Objetivos
Decisiones
1.     Corredores
Hacer una rutina de corrida en el camellón de Pablo Neruda o por la zona.
§   Organizarse y encontrarse a la hora acordada (Sí/No).
§   Correr solos o en grupo.
§   Cruzar con precaución los cruces de calles.
§   Escuchar música o no.
§   Vestirse apropiadamente para hacer ejercicio.
§   Hidratarse cada tanto o no.
§   Concentrarse o ir platicando.
2.     Choferes de camión
Subir pasajeros y cumplir cierta cantidad de rutas
§   Subir a los pasajeros o ignorarlos.
§   Conducir rápido o lento.
§   Tratar bien o groseramente a los usuarios.
§   Subir la cantidad óptima de pasajeros o abarrotar la unidad.
§   Parar cada tanto a comer e ir al baño.
3.     Usuarios de camión ignorados
Pedir y tomar la parada-bajada de las rutas de camión que necesitan
§   Llegar a tiempo o no
≈ El paso del camión es por azar, influido por las decisiones de los choferes, su eficiencia en la ruta y de la seguridad del camino ≈.
§   Impacientarse o no
§   Seguir esperando o tomar otro medio de transporte
§   Pedir la parada-bajada en paradas oficiales o en paradas improvisadas.
§   Hacer o no fila para abordar.
§   Respetar o no las puertas de subida y bajada.
§   Transbordar o un solo viaje.
§   Pagar entero, transvales o bienevales.
§   Traer o no las credenciales para mostrar (azar si las pide el chofer).
§   Guardar o no el ticket.
§   Sentarse o ir parado (azar de cuán lleno esté)
§   Ceder el asiento o quedarse sentado.
4.     Conductora de auto despistada
Manejar para llegar a destino y maquillarse
§   Poner atención o no a las señalizaciones viales.
§   Maquillarse o no
§   Avanzar o quedarse estática ante el pitido.
5.     Conductor de auto que cede al “paso de cebra”
Manejar respetando o no las reglas de tránsito
§   Pasarse el alto o no.
§   Quedarse en el paso de cebra o retroceder.
§   Fijarse o no en autos posteriores al retroceder.
§   Indicar o sólo dejar que pasen los peatones.
§   Disculparse o no.
6.     Vendedores o mendigantes en situación de calle
Pedir dinero, vendiendo o no, para obtener un ingreso elemental (sin contar que además deban pagar cuotas a explotadores)
§   Cruzarse con precaución o hacerlo con pericia.
§   Pedir de auto en auto o no.
§   Vender algo simbólico o sólo pedir dinero.
§   Venir de lejos o de un asentamiento cercano.
§   Estar todo el día o alternar sitios.
§   Actuar o pedir genuinamente.
§   Dar explicaciones/ofrecer o sólo pasar sin hablar.
§   Comer y beber con el dinero obtenido o no.
§   Ir solos o andar en familia
7.     Repartidores de UberEats y Rappi
Hacer la mayor cantidad posible de deliveries en su turno para incrementar su ganancia diaria.
§   Ubicarse estratégicamente o no cerca de los restaurantes y negocios de comida.
§   Copar o no el espacio público de las bancas del camellón.
§   Socializar entre ellos o estar expectante a las solicitudes.
§   Usar motocicletas o bicicletas.
8.     Señora de las bolsas caídas de Soriana
Hacer sus compras y meterlas a su auto, para llevarlas a donde necesite.
§   Comprar o no en el supermercado de Av. Pablo Neruda.
§   Comprar mucho o poco.
§   Pedir bolsas de plástico o llevar sus bolsas domésticas.
§   Cargar sola o pedir ayuda para llevar las bolsas al auto.
≈ La caída de bolsas fue una cuestión probabilística del material y peso en las bolsas, así como distracción ≈
§   Enfurecerse y frustrarse o ver qué puede salvar de lo caído.
§   Reclamar infructuosamente una garantía o lidiar con el hecho de mala suerte.
§   Recoger lo desperdigado o dejarlo en el suelo.
§   Retirarse o volver a comprar lo que se le cayó.
9.     Muchacho enamorado
Declararse a su corteja y darle un beso
§   Atreverse o no a acercarse a su corteja.
§   Decirle la verdad o “dar rodeos al asunto”.
§   Atreverse o no a darle el beso.
§   Ejercer cierta violencia o no para que la corteja permanezca y ceda.
§   Quedarse con la chica o retirarse.
§   Volver al grupo de muchachos o quedarse solos.
10.   Muchacha cortejada
Responder a la proposición del muchacho enamorado
§   Aceptar o no la insinuación del chico.
§   Ceder al avance físico o responder con violencia.
§   Avergonzarse o no ante la carrilla grupal.
§   Volver al grupo de muchachos o quedarse solos.
11.   Compañeros de los enamorados
Responder empática o críticamente ante la decisión del muchacho enamorado.
§   Dar privacidad al encuentro de los muchachos o estar a la expectativa a modo de “chisme”.
§   Contener o explicitar la carrilla.
§   Chiflar o no.
§   Hacer consenso situacional de la carrilla o sólo dejar que unos cuantos la hagan.
§   Darle mayor relevancia o dejar que pase rápido la exaltación y cada quien vuelva sus asuntos.
12.   Vagabundo fuera del Soriana
Sobrevivir otro día, valiéndose de sus propios medios de búsqueda en la basura o en la calle, y buscando lugares para dormir
§   Haber pasado por Av. Pablo Neruda o no con su carrito.
§   Voltear al estacionamiento del supermercado o pasar de largo.
§   Comer o no la comida desperdigada en el suelo.
13.   Locatario del puesto de lotería
Vender billetes de loterías y juegos de pronósticos
§   Cerrar el negocio temprano, a la hora o un poco después de la hora (8pm).
≈ Es cuestión de azar la cantidad de ventas por día, pero es un hecho que el viernes es el día que vende más en la semana ≈ Quizá los viernes cierra más tarde.
14.   Vendedora de tamales
Vender la mayor cantidad de tamales para obtener un ingreso diario más grande.
§   Llegar antes, a la hora acostumbrada o después en la esquina de Av. Providencia.
§   Ponerse donde siempre (al lado del puesto de lotería) o en un sitio menos convencional.
§   Vender ya los tamales o prender primero el anafre.
§   Traer o no atole para vender junto con los tamales.
§   Platicar o no mientras tanto con otros puesteros.
*He observado que casi todos los días tiene clientes asiduos ≈ Cuestión de azar la bonanza de las ventas.
** La fecha resulta de importancia para predecir parcialmente la demanda de tamales, como días festivos.
15.   Puestero de periódicos
Vender revistas, periódicos, almanaques, tarjetas, dulces, cigarros y otras cosas al paso.
§   Cerrar antes, a la hora (8pm) o un poco después el puesto.
§   Hacer más visible o no su puesto, desplegando afuera las revistas y periódicos.
§   Vocear o no las publicaciones que le llegan.
§   Buscar temprano o no nuevo material.
§   Pedir o no que le lleven material cuando es por pedido.
16.   Vendedor de elotes preparados
Vender la mayor cantidad de elotes preparados para procurarse un mayor ingreso diario
§   Abastecerse antes de la noche de insumos para sus ventas o no.
§   Llevar a esa esquina su carrito desde lejos o acercarlo con una camioneta.
§   Ponerse o no luces para llamar la atención de sus consumidores.
§   Situarse donde acostumbra en la esquina de Av. Terranova o moverse más contiguo a la farmacia.
§   Ponerse a paso simétrico entre los transeúntes del cruce y los clientes de la farmacia, o retirarse más hacia un lugar menos estorboso.
17.   Seis fumadores de la parada del camión
Fumar mientras esperan sus rutas de camión.
§   Fumar o no
§   Molestar a los otros o aprovechar el espacio al aire libre para fumar.
≈Cuestión de azar fue su simultaneidad ≈
§   Complacer un deseo o abstenerse si ese es su objetivo.
§   Reaccionar alejándose o apagando el cigarro si molesta a alguien o actuar individualistamente.
18.   Señora de la tercera edad en la parada
Esperar su camión.
§   Quedarse en la jardinera de La Europea o ir a otra parada de camión.
§   Si se queda, aspirar el humo y aguantar la tos o moverse ahí mismo y respirar sin molestias.
19.   Muchacha deportiva acosada
Hacer su recorrido de ejercicio en el camellón.
§   Correr, trotar o caminar.
§   Ponerse o no los audífonos.
§   Concentrarse o correr mientras también está atenta a la gente en su entorno.
§   Pararse en abrupto o hacer el trote estacionario en el cruce.
§   Pasarse arriesgadamente en verde o esperar el alto en la avenida.
§   Si se da cuenta del acoso, reaccionar con molestia o ignorar las miradas y el chiflido de los albañiles.
20.   Albañiles que ven a la muchacha
Cruzar el camellón para ir a sus casas o a comer algo.
§   Tomar o no el camión que los lleve a su destino.
§   Desviarse a comer o beber, o ir directo a sus casas
§   Pasar o no justo por el paso del camellón donde está la muchacha deportiva.
§   Ver o ignorar el cuerpo de la muchacha.
§   Si la ven, hacerlo descaradamente o simular.
§   Chiflarle o no.
§   Decirle cosas o no.
§   Compartir en colectivo la atención y el mensaje a la muchacha o que sólo uno o algunos lo emitan.
§   Persistir en reaccionar o decir más cosas o sólo lo dicho al pasar.
21.   Ayudantes o cargadores de la furgoneta
Subir al vehículo la cantidad estipulada por su jefe de bebidas alcohólicas a comprarse en la licorería de La Europea
§   Ir al negocio indicado por su superior o pasar a comprar en cualquier licorería.
§   Estacionarse indicadamente o ponerse en varios lugares o hasta en doble fila.
§   Coordinarse para comprar y llevar el alcohol al vehículo o que uno sólo hiciera todo.
§   Comprar lo solicitado o no.
§   Llevar botellas separadas o comprar y trasladar cajas por conveniencia.
§   Meterlas a la furgoneta con fragilidad o no.
§   Apurarse o hacer la compra con calma en función a la prisa de la necesidad del alcohol.
22.   Señor despistado hablando por celular
Esperar y tomar su camión, mientras atiende su llamada telefónica.
§   Tomar o no su camión en la esquina de Av. Pablo Neruda y Av. Terranova.
§   Contestar o no a su celular.
§   Buscar o no lo que estaba buscando en su bolsillo
≈ Cuestión de probabilidad la caída del billete de $100 ≈
§   Guardar o no en la billetera los billetes al momento.
§   Poner atención a su entorno o concentrarse en la llamada.
§   Agradecer el gesto de honestidad si se lo devuelven o tomarlo sin agradecer.
§   Ser más precavido o no modificar ni la atención ni el guardado del dinero en el bolsillo.
23.   Sujeto que devuelve el billete
Esperar para tomar su camión y decidir ante el billete caído del señor de la llamada
§   Tomar o no en esa parada.
≈ Cuestión de azar fijarse o no en el billete caído ≈
§   Recoger el billete o dejar que alguien más lo tome.
§   Fijarse o no la presencia de otros para no ser juzgado de ladrón.
§   Devolver o no el billete.
§   Llamar la atención del señor de traje.
§   Decir o no al señor de traje que el billete se le cayó del bolsillo.
§   Pedir o no una recompensa.
§   Remorderse o estar tranquilo de lo realizado.
24.   Guardia privado y la empleada doméstica
Ir a cenar algo juntos en algún puesto o local de comida de Av. Pablo Neruda.
§   Cenar juntos o cenar cada quien en su casa.
§   Comprar algo económico o algo caro, pero menos sustancioso.
§   Comprar de Av. Pablo Neruda o preparar/comprar algo de otro lugar.
§   Comprar comida rápida o comida de cocina.
§   Comprar pizza o comprar alguna otra comida rápida.
§   Comprar con determinados ingredientes, y con determinados acompañamientos y salsas.
§   Comprar una o comprar varias.
§   Acompañar con o sin bebida / con refresco, con agua o con agua fresca/ normal o dietética, etc.
§   Paga él, paga ella o pagan ambos.
§   Con efectivo, con débito o con crédito.
§   Comerla bajo techo o en un espacio público.
§   ¿Comer en las bancas del camellón en algún otro lugar como un parque o mesita?
§   Comer con hambre sin hablar o hacerlo mientras charlan.
§   Hacer bromas o no.
§   Reírse o no.
§   Quedarse mucho tiempo o sólo lo necesario.
§   Terminar y comprar algo más o retirarse.
25.   Américo como corredor esperando en la jardinera
Observar y continuar con el recorrido de vuelta a casa
§   Quedarme en un punto fijo o seguir desplazándome.
§   Sólo observar y hacer memoria o tomar nota.
§   Actuar con naturalidad y disimulo o parecer indagador descarado.
§   Sentarme o estar parado al ver.
§   De moverme: caminar, trotar y/o correr.
§   Hablar activamente con la gente o remitirme a observar y registrar qué estaba pasando.
§   Observar sólo una hora, o hacerlo menos a más tiempo.
§   Retirarme o quedarme ahí mismo.
§   Responder o no a la señora que pidió la hora.
26.   Señora con prisa
Pedir y tomar el camión para llegar a su destino en un tiempo planeado; y de lo contrario idear la manera de lograrlo
§   Impacientarse o no ante la larga intermitencia de los camiones de ruta 27-A.
§   Preguntar o no la hora.
§   Ponderar o no el tiempo que necesita para llegar.
§   Seguir dando prioridad a su compromiso o ya no importarle.
§   Conseguir o no otro medio de transporte.
*Sujeto a la capacidad de pagar que tenga al momento.
§   De no tener el dinero: pedir a la gente, usar tarjeta de crédito o apelar a la piedad de algún chofer.
§   Tomar otra ruta de camión alternativa o tomar taxi y/o Uber.
§   Pedirlo del celular o tomarlo de la calle.
§   Dando el destino, dar o no las indicaciones al chofer.
** Llegada a tiempo en función a la distancia, la velocidad, el tráfico y el camino tomado por el chofer.
27.   Muchacho de la bicicleta
Ir a su destino, manejando con pericia su bicicleta ante el congestionamiento vial.
§   Andar a bici, a pie o en otro medio de transporte.
§   Usar bici propia o las bicis del servicio Mi Bici.
§   Andar por las ciclovías, por la calle o por la acera (en cuyo caso no había ciclovía trazada).
§   Manejar con precaución o con rapidez.
§   Agarrar el manubrio o no / sin manos, a una mano o a dos manos.
§   Usar el cesto de la bicicleta, llevar en mochila la carga o llevarla mano.
§   Poner atención al tráfico o pasar intempestivamente.
§   Usar atajos o andar por avenidas.
§   Ir en contrarruta o en el sentido que dicen las señalizaciones.

Conclusión parcial 1 de la observación en la fecha
En esta esquematización de los procesos con sus respectivos elementos, es posible ir dilucidando cómo (salvo contados casos), lo que a primera vista se observa en la calle son un conjunto de acciones con objetivos y decisiones que ocurren de manera transversal al observador. Sin embargo, la reconstrucción de muchas de esas decisiones con base en motivaciones o necesidades puntuales para sus acciones despliegan al mismo tiempo relaciones entre los diferentes agentes de los procesos; de tal forma que el aspecto individualizado del “vaivén” de la gente en lo cotidiano responde más bien a una diversidad enorme de direcciones de acción en sentidos sociales con carácter estructural: en torno al trabajo, en torno al esparcimiento, en torno a las relaciones afectivas, en torno a las necesidades alimentarias-de vivienda-de salud, en torno a la educación, en torno a la familia, en torno a las reglas y en torno a los valores en un cuadro práctico de muchos conflictos para ejecutarse. Inscrito en esos sentidos, se encuentra asimismo inevitablemente el “observador” que no es más un ojo externo, sino un participante a lo sumo curioso.

Jornada 2
Lunes 18 de septiembre, en recorrido de 11:40am-2:00pm
Hoy, teniendo la oportunidad de salir tras realizar mis tareas, opté por volver trotando al punto de observación en la jardinera de La Europea, entre Av. Terranova y Av. Pablo Neruda. El día tocó soleado, semidespejado, ya con rasgos más otoñales; ideal, igual que para muchos paseantes y transeúntes, para salir. He decidido observar ahora durante el mediodía, para tomar nota y registrar explícitos los hechos y acciones que suceden en ese punto; en lo que se podría considerar que es una hora de movimiento vehicular y transeúnte relativamente más baja que en las horas pico en la ciudad (7-8am, 2-3pm y 6-8pm).
Llegué al ritmo que el pie y el sol intenso permitieron, a eso de las 12:20pm, y nuevamente me quedé una hora observando en el lugar; expectante de similitudes, diferencias y eventos llamativos en el mismo sitio. Por supuesto que la mayoría no se iban a repetir (y no lo hicieron), salvo algunas características sistemáticas in situ: como el paso de las rutas de los camiones, el cruce peatonal por las líneas de “cebra” y el uso de los mismos espacios públicos y privados máxime con arreglo a fines particulares.

Llama la atención, que a esa hora no encontré en ninguna parte del camellón a los repartidores en motocicleta de Uber Eats o Rappi copando las bancas del paseo. Seguramente muchos estarían ocupados realizando los servicios de delivery a oficinas y casas, por la proximidad de la hora de la comida.
En estricto registro, observé lo siguiente entre las 12:20pm y la 1:20pm (de nuevo, una selección entre una lista mucho más extensa):
1.    Señora de limpieza o intendencia de La Europea, barría hojas y basura la banqueta y la jardinera del negocio; yo me tuve que mover para permitirle barrer donde estaba sentado (de no haberlo hecho, hubiera demorado más su trabajo).
2.    Jardineros del Ayuntamiento de Guadalajara estaban podando, dando mantenimiento y cortando ramas en el camellón de Av. Pablo Neruda.
3.    Camioneta de la Policía de Jalisco pasó en alto, sin respetar las señales de tránsito.
4.    Camión de Z-Gas fue estacionado en línea amarilla de la acera, afuera de un negocio contiguo a La Europea, donde surtieron de gas a otro local.
5.    Un franelero o “viene-viene” en el estacionamiento de un Bancomer, a contra esquina de La Europea (muy amable, por cierto), guiaba para salir a los usuarios que se estacionaban en el banco.
6.    Jóvenes estudiantes (hombres y mujeres) del CETI Colomos, de la Secundaria 47 Jaime Torres Bodet (de uniforme azul) y unos pocos de la Escuela Urbana 111 (de chalecos rojos), bromeaban mientras esperaban sus camiones.
7.    Una monja decidió no pasar a media calle, cuando el semáforo cambio de rojo a verde del lado de Av. Terranova, a la altura de la pizzería Little Ceasar’s, a contra esquina de mi posición (riesgo entre atropellamiento o salvarse).
8.    Un franelero y literalmente publicidad humana del mismo negocio de Little Caesar’s (el puesto más bajo para trabajar ahí), llamaba la atención de la gente reboleando un trapo naranja al aire, repartiendo volantes y haciendo bailes estrafalarios.
9.    Un camión de la ruta 622 (en Av. Terranova) se pasó en rojo el semáforo. El conductor del auto que quería pasar transversalmente porque le tocaba su turno le pitó.
10.  Varios conductores de autos dan vuelta intempestivamente hacia Av. Terranova (a la altura de La Europea), sin fijarse de los peatones y sin poner direccionales.
11.  Un mismo “viene-viene” guía para salir a los que se estacionan en La Europea, y luego cruza para guiar a los del Soriana de en frente, con el fin de conseguir más dinero.
12.  A un lado del Soriana, en Av. Pablo Neruda yendo hacia Av. Montevideo, en un puesto de Pollos El Pechugón un animador empezó a meter bulla con un equipo de sonido, queriendo disuadir gente para que vayan a comprar pollo. Afuera también pusieron a una botarga de pollo para que bailara.
13.  Sonó a lo lejos en Av. Pablo Neruda el ruido de una ambulancia. Todos los vehículos en sentido hacia Av. Terranova empezaron a pitar sus bocinas. Hicieron como pudieron para hacerse a los costados y abrir un estrecho carril, y a los pocos segundos la ambulancia pasó presurosa con sentido hacia Av. Américas.
14.  Del lado de la Farmacia Guadalajara (en Av. Terranova frente a La Europea), llegó una grúa junto con una camioneta de los agentes de Movilidad, para multar y llevarse un auto Jetta sin dueño adentro.
15.  Hubo un rato en que la circulación vial se volvió casi desierta. Entonces pasó a toda velocidad con rumbo hacia Av. Américas y haciendo muchísimo ruido un Mustang… interpretando que su conductor creyó el momento oportuno para presumir y/o hacer un “arrancón”.
16.  Alrededor de la 1:00pm, se instaló a un costado de la jardinera de La Europea un vendedor ambulante con su carrito de fruta con chile. Le bastaron veinte minutos en que pasaron muchos transeúntes antojados para vender la mayor parte de sus vasos preparados. Sus clientes eran principalmente estudiantes y albañiles.
17.  Unos estudiantes de medicina de la UAG estaban caminando, llegando de Av. Terranova, ambos perdidos, y preguntaron a una señora afuera de La Europea el camino para llegar a Av. Américas. Ella les indicó que debía caminar recto por la derecha hasta toparse con la avenida. Ellos, al parecer de otro estado, le agradecieron.
18.  En el cruce de ambas avenidas empezó a generarse el congestionamiento de la hora de salida de las escuelas. Pronto se hicieron filas largas de autos lentos o varados, y el ambiente se llenó de la bulla de los pitidos de autos. A los pocos minutos, llegaron dos agentes de Movilidad, mujeres, para coordinar en todos los sentidos el paso vehicular y peatonal.
19.  Unos albañiles de una construcción aledaña de edificios comerciales, salieron del supermercado Soriana con unos almuerzos, tortas y refrescos, y se juntaron en unas bancas del camellón de enfrente para comer. De hecho, uno de ellos fue a comprar un pollo de los que promocionaban en el local con el animador y la botarga.
20.  Una madre traía a sus hijos de la Escuela Urbana 111, pero a uno le empezó a salir sangre de la nariz por el calor, mientras esperaban su camión. Entonces decidió llevarlo a la Farmacia Guadalajara para comprar algodón y curarlo. Luego volvieron, con el niño y su apósito.
21.  Para tomar la mayoría de los camiones, los usuarios se amontonaban en grupos desorganizados de hasta cuarenta personas, y se presionaban para entrar en el mismo 27-A. Parecía que no querían esperar más a que viniera el siguiente.

Desplegado sintético-diagramático:
Sujetos/Agentes
Objetivos
Decisiones
1.     Señora de limpieza de La Europea
Remover y tirar a la basura las hojas del ajardinado de las jardineras, así como de la acera del estacionamiento adyacente a Av. Pablo Neruda.
§   Comenzar o no a tiempo sus labores de mantenimiento.
§   Usar o no todas las herramientas que precisa (guantes, franelas, escoba, recogedor, …)
§   Empezar por la fachada y la entrada o por los jardines.
§   Acumular toda la basura y botarla al final, o ir deshaciéndose de pequeños apilados en cada área que limpia.
§   Dejar pasar o no a los transeúntes cuando barre en la acera.
§   Pedir permiso o esperar a que se muevan los usuarios esperando en la jardinera del negocio para barrer donde ellos están.
§   Botar o no a tiempo las bolsas de basura en el container del negocio.
§   Dar o no muestra del término del trabajo a su jefe.
2.     Américo como corredor y estudiante esperando el camión
Observar, registrar y supuestamente esperar para tomar el camión de ruta 27-A.
§   Dejar o no barrer a la señora de limpieza donde yo estaba sentado.
§   Quedarme en un punto fijo o seguir desplazándome.
§   Sólo observar y hacer memoria o tomar nota.
§   Actuar con naturalidad y disimulo o parecer indagador descarado.
§   Sentarme o estar parado al ver.
§   De moverme: caminar, trotar y/o correr.
§   Hablar activamente con la gente o remitirme a observar y registrar qué estaba pasando.
§   Observar sólo una hora, o hacerlo menos a más tiempo.
§   Retirarme o quedarme ahí mismo.
3.     Jardineros del Ayuntamiento de Guadalajara
Remozar los espacios ajardinados públicos bajo agenda de petición por el Ayuntamiento de Guadalajara, como el camellón de Av. Pablo Neruda.
§   Acudir a tiempo o no a las brigadas con los grupos de jardineros voluntarios o a sueldo necesarios para las jornadas de mantenimiento.
§   Disponer o no tanto de indumentaria adecuada, así como de todas las herramientas precisadas.
§   Organizarse para repartir las tareas en el sitio.
§   Podar o no / desbrozar o no / cortar ramas o no / barrer y soplar maleza retirada o no / Contornear o no / Plantar o no, etc.
§   Apurarse con el trabajo o ser muy detallista y tardado.
§   Avanzar o no al ritmo del resto del equipo en cada cuadra.
§   Ser cuidadosos o no al paso de los transeúntes en el camellón, sobre todo al podar.
4.     Policías de la Fuerza Única Jalisco
Procurar y vigilar el orden público cívico en sus demarcaciones, acatando las reglas de procedimiento y aprovechando ciertos privilegios de poder sobre el comportamiento colectivo para lograr su objetivo institucional.
§   Atender o no a las indicaciones imperativas de sus superiores.
§   Ser diligentes o no en sus funciones de vigilancia.
§   Presumir o no amenaza ante todo sujeto de apariencia o conducta sospechosa.
§   Atender o no parejo a las normas de tránsito.
§   Usar privilegios de facto o no para circular y hacer uso de la fuerza.
§   Pasarse o no el alto en función a la emergencia de su llamado.
5.     Distribuidores de gas de Z-Gas.
Repartir y vender bajo pedido el gas licuado doméstico para casas y negocios
§   Atender o no a tiempo posible una agenda de pedidos acumulados.
§   Usar o no la indumentaria reglamentaria.
§   Capacitarse o no para saber usar los dispositivos físicos de distribución del gas.
§   Estar en comunicación constante o no con la base central.
§   Manejar o no con cuidado, bajo consciencia del peligro del material que portan.
§   Despachar la cantidad solicitada o no, en un precio estandarizado.
§   Estacionarse adecuadamente o en lugares indebidos según las reglas de Movilidad.
6.     Franelero del Bancomer de Av. Pablo Neruda
Indicar a los usuarios que se estacionan en el recinto del banco, para que salgan o entren sin chocar a otros.
§   Llegar a tiempo o no junto con la apertura diaria del banco.
§   Usar su ropa y trapo según una tradición de franeleros.
§   Tratar con amabilidad o no a los usuarios.
§   Pedir o no monedas a los usuarios guiados por él.
§   Estar o no atento al tráfico para indicar.
§   Avisar desde un inicio a los conductores o sólo llegar al momento de la moneda.
§   Considerar o no al avisar también a los peatones.
§   Trabajar toda la jornada o sólo determinadas horas
7.     Estudiantes de CETI Colomos, Secundaria Jaime Torres Bodet y de Escuela Urbana 111
Luego de pasar clases, deben llegar a su casa, ir a comer y/o ir a trabajar.
§   Salir de la escuela en cuanto terminan las clases o quedarse en las inmediaciones un rato más.
§   Ir a casa o ir a un lugar externo de por medio.
§   Descansar o seguir trabajando.
§   Esperar dispersos o juntarse para tomar el camión.
§   Platicar o estar callados.
§   Hacer bromas o no.
§   Reírse o no.
§   Hacer bulla con eso o no.
§   Comprar o no fruta con chile y comida a los puesteros del lugar.
8.     Monja
Cruzar la calle en Av. Terranova para llegar a su destino.
§   Prestar atención a la calle o permitirse distraerse.
§   Cruzar cuando la luz está roja fijándose o no en los semáforos transversales.
§   Si el semáforo se pone en verde a medio cruzar en el paso de “cebra”: quedarse a medias, cruzar efectivamente o retroceder.
§   Reaccionar a tiempo o quedar indeciso y expuesto
≈ Es cuestión probabilística la distracción o atención que los conductores tengan para dar preferencia al peatón, o para evitar atropellamientos ≈.
§   Asustarse o determinar qué hacer.
§   Rezar y/o esperar el designio divino, desde su perspectiva religiosa.
9.     Franelero-publicitario humano de Little Caesar’s Pizza
Atraer clientes potenciales al negocio de comida rápida, guiarlos al estacionar o salir, y regalar promociones para incrementar ganancias del negocio; a cambio de un salario muy elemental y comida.
§   Llegar o no a la hora de la apertura de la pizzería.
§   Ayudar o no a los cargadores cuando llega el tráiler con los ingredientes.
§   Ponerse o no su uniforme, sus disfraces o los letreros en su cuerpo diariamente.
§   Poner ímpetu o no al rebolear su trapo.
§   Bailar o no.
§   Cuidar o no los lugares exclusivos del estacionamiento de la pizzería.
§   Ser o no entre elocuente y dinámico para llamar la atención de los conductores y paseantes.
10.   Conductor del camión de ruta 622 Terranova
Llevar a los pasajeros a sus destinos, cumpliendo la ruta trazada en un tiempo determinado de trabajo.
§   Tomar o no la ruta trazada por la Alianza o Sistecozome.
§   Respetar o no las señalizaciones viales.
§   Respetar o no las luces del semáforo.
§   Conducir rápido y con pocos pasajeros o lento, pero cargando muchos más.
§   Andar el camino con cuidado o arriesgando a los usuarios y a él mismo.
§   Disposición o no a encarar las responsabilidades ante un accidente en el que se le impute la culpa.
11.   Franelero mismo para La Europea y para Soriana
Guiar a los conductores que se estacionan y salen de ambos negocios, con el fin de conseguir más dinero al final de la jornada.
§   Trabajar para un negocio o para ambos.
§   Ser astuto o no para obtener más recursos.
§   Guiar o no honestamente a los clientes al salir.
§   Estar atento o no a los clientes que entran a sus autos en ambos negocios.
§   Cruzar Av. Pablo Neruda con cuidado o no, para llegar a guiar a sus potenciales usuarios que le den unas monedas.
12.   Animador y botarga de Pollos en Pechugón
Atraer clientes para que compren comida del negocio.
§   Recurrir o no a los trucos discursivos para disuadir.
§   Inventar o no razones para comprar.
§   Usar o no voz de presentador.
§   Poner o no música en el equipo de sonido.
§   Usar o no el disfraz de la botarga.
§   Bailar o no por la botarga bajo el sol.
§   Meter bulla para llamar la atención o no.
13.   Staff de la ambulancia
Llevar a salvo y en el menor tiempo posible a los necesitados de atención médica de emergencia.
§   Anunciarse o no con oportunidad ante una emergencia real.
§   Hacer uso responsable o no de la sirena.
§   Manejar o no rápido.
§   Romper o no reglas de Movilidad en las calles.
§   Manejar o no con delicadeza en caso de traslado.
≈ Es cuestión de azar: la cantidad de tráfico, su disposición a colaborar con la emergencia y el espacio en las vialidades, en la probabilidad de hacer eficiente la disminución del tiempo de traslado≈
14.   Conductores de vehículos estorbando a la ambulancia
Organizarse para poder dar preferencia y espacio para el paso con imperativa importancia para la ambulancia.
§   Pitar o no el claxon para presionar al resto de los conductores en la emergencia.
§   Intentar hacerse a un lado para hacer espacio a la ambulancia o quedarse plantados donde están.
§   Respetar o no las reglas consuetudinarias de Movilidad hacia los conductores civiles.
§   Disminuir o hacer caso omiso al tiempo de reacción

15.   Operador de grúa y agente vial de Movilidad
Vigilar y ejecutar las reglas como sanciones del reglamento del tránsito vehicular en la ciudad.
§   Atender o no a la queja por invasión de un espacio privado de estacionamiento.
§   Hacer caso omiso o no a las infracciones en lo referente al estacionado de los autos y sus reglas.
§   Proceder o no dejar la multa al dueño y matrícula del vehículo.
§   Ejecutar o no la remisión a corralón del Jetta
§   Buscar antes o no al dueño del auto.
§   Dañar o no el auto.
§   Llevar o no las actas de las multas y acciones de sanción al registro correspondiente en Movilidad.
16.   Conductor del Mustang en Av. Pablo Neruda
Llegar a destino en su vehículo, y quizá presumirlo públicamente.
§   Manejar con precaución o en situaciones de riesgo.
§   Aprovechar o no la oportunidad para un “arrancón”.
§   Respetar o no las señalizaciones viales.
§   Respetar o no la indicación de paso y alto.
§   Hacer notar o no el auto que está manejando.
§   Accidentar potencialmente o cuidar su auto.
17.   Vendedor de fruta con chile
Vender la mayor cantidad de fruta con chile en sus vasos preparados, para procurarse un mayor ingreso al finalizar la jornada.
§   Quedarse en un solo lado o moverse a varios puntos de venta con su carrito.
§   Optimizar tiempo o preparar al momento del pedido del cliente.
≈Cuestión de probabilidad en el clima puede influir o no en el antojo de la fruta, y por tanto en sus ventas ≈
§   Disponer con anticipación de los ingredientes suficientes para abastecer a sus clientes o vender hasta agotar los recursos que disponga.
§   Comprar temprano de Abastos o conseguir los ingredientes de un distribuidos tercero.
§   Comprar ingredientes baratos o más costosos.
§   Preguntar o no al cliente de al momento de agregar chile.
§   Manipular con higiene sus productos o no.
§   Disponer de cambio en efectivo o no para dar vuelto a los clientes, y vender más.
§   Cubrir o no el carrito contra las inclemencias del clima.
§   Proteger o no los ingredientes de la descomposición, oxidación o las moscas con simples técnicas de conservación.
18.   Estudiantes de Medicina de la UAG
Encontrar Av. Américas.
§   Salir con anticipación con el camino revisado o un mapa digital, o no.
§   Preguntar o no para poder orientarse.
§   Pedir información a cualquiera en la calle o a un locatario de algún negocio.
§   Salir de la universidad o ir a ella.
§   Moverse a pie, en auto o en camión.
§   Agradecer o no la ayuda a los informantes.
19.   Señora que da indicaciones a los estudiantes
Orientar a los estudiantes perdidos en ese momento.
§   Mentir o decir la verdad a los estudiantes.
§   Ejemplificar el camino describiéndolo o mostrando un mapa como el Google Maps.
20.   Conductores en el tráfico pesado
Llegar a sus destinos con precaución al andar por las vías vehiculares con tráfico.
§   Tomar distancia prudente o aproximarse demasiado a los otros autos.
§   Respetar o no las señalizaciones viales.
§   Impacientarse o esperar a que el tráfico avance.
§   Presionar tocando el claxon o evitar el bullicio.
§   Recoger o no a los niños de las escuelas.
§   Hacer o no segundas filas fuera de los apeaderos correspondientes a los ingresos de esas escuelas.
§   Dar paso o no a los peatones que aprovechan el proceso para pasar entre el tráfico.
§   Atender o no a la indicaciones de las agentes viales de Movilidad.
21.   Agentes mujeres de Movilidad
Ordenar la desorganización vehicular ante desajustes en el funcionamiento de semáforos, señalizaciones ambiguas o espacios de caos para coordinar el paso entre vehículos y peatones.
§   Coordinar o no el paso de vehículos en ambos sentidos de una vialidad calle o avenida.
§    Dar o no preferencia en determinados casos a los peatones.
§   Aceptar o permitir infracciones en la improvisación de pasos y vueltas prohibidas.
§   Sincronizar movimientos de las indicaciones gestuales.
22.   Albañiles a la hora de comer
Almorzar bien en el tiempo concedido por los directores de la construcción.
§   Comer o no comer.
§   Comer un refrigerio traído de casa o ir a buscarlo.
§   Comprarlo preparado o comprar comida rápida.
§   Conseguirlo de tiendas o negocio o del supermercado.
§   ¿Con o sin bebida?
§   ¿Agua, agua fresca o refresco?
§   ¿Normal o dietético?
§   Pagar con efectivo, débito o crédito.
§   Buscar dónde ir a comer el almuerzo.
§   Solo o con los compañeros de la construcción.
§   En el camellón o más cerca del lugar de trabajo.
§   Hacer caso o no a la promoción de los pollos de El Pechugón.
§   Compartir la comida o no.
23.   Madre a cuyo hijo le sangra la nariz
Esperar y tomar el camión que necesita para llegar a su destino; y emergentemente para el sangrado nasal de su hijo.
§   Recoger o no a sus hijos de la escuela.
§   Percatarse o no del sangrado de su hijo.
§   Atenderlo o hacerle caso omiso.
§   Dejar pasar el camión o tomarlo a como dé lugar.
§   Pedir ayuda ajena o improvisar una curación hasta casa.
§   Ir o no a la farmacia en el otro lado de la avenida.
§   Hacerlo atender por un médico de la posta sanitaria de afuera o comprar algodón para hacer la curación ella misma.
§   ¿Qué tipo, marca y precio de algodón comprar?
§   Hacer de cierto modo la curación.
§   Volver o no para tomar el camión que estaban esperando no.
24.   Usuarios para abordar el camión de ruta 27-A
Esperar para tomar su camión y llegar a su destino.
§   Amontonarse u organizarse ante el paso escaso de la ruta.
§   Presionarse para entrar todos o esperar más tiempo para que lleguen unidades menos llenas.
§   Llegar a tiempo o no
≈ El paso del camión es por azar, influido por las decisiones de los choferes, su eficiencia en la ruta y de la seguridad del camino ≈.
§   Impacientarse o no
§   Seguir esperando o tomar otro medio de transporte
§   Pedir la parada-bajada en paradas oficiales o en paradas improvisadas.
§   Hacer o no fila para abordar.
§   Respetar o no las puertas de subida y bajada.
§   Transbordar o un solo viaje.
§   Pagar entero, transvales o bienevales.
§   Traer o no las credenciales para mostrar (azar si las pide el chofer).
§   Guardar o no el ticket.
§   Sentarse o ir parado (azar de cuán lleno esté)
Ceder el asiento o quedarse sentado.

Conclusión parcial 2 de la observación en la fecha
En un diagrama de flujo imaginario, estas opciones de los procesos y sus variaciones se plasman cerrados en un esquema en el que el inicio y fin se plantean en función al éxito o fracaso de los objetivos de cada agente; que para este caso era imposible conocer a menos que siguiera a los sujetos hasta concretar o fracasar en sus objetivos (salvo con el mío, en mi papel de actor-observador-participante, que conozco la conclusión de mi tarea durante las jornadas). Metodológicamente, a la observación presenta un problema.

La limitación en el tejido de los procesos de cada uno de estos agentes del ejercicio, se encontró en la motivaciones o causas del antes, y en la inteligibilidad de las consecuencias o resultados del después. Sólo en algunos casos estos requisitos podían ser previstos con base en la experiencia de ver a esos mismos agentes recurrentemente camino a mi casa. Algunos de estos agentes efectivamente se encontraban en franca conexión con el azar y las decisiones de los otros, con base en las cuales se encontraban en vías de concretar o no sus objetivos; mientras algunos otros como los vendedores, repartidores o “viene-vienes” son sujetos cotidianos en su espacio de trabajo.